A partir de los 30 o 35 días de vida es viable plantearse comenzar a dar papillas a los cachorros, en proporción y dosis adecuadas, de forma que sirvan de introducción a la alimentación sólida y el primer paso hacia el destete.

 

La coprofagia

Es en esta fase de imprinting cuando los cachorros adquieren algunos hábitos copiados de la madre que pueden resultar extraños o desagradables a las personas, pero que no necesariamente comportan un problema de salud para ellos.

En el caso de las madres lactantes es un comportamiento normal (etológico) como mecanismo que ella utiliza para mantenerlos limpios a los cachorros y el área donde se encuentran.

Se trata de la coprofagia, un hábito que la madre practica desde que nacen hasta la fase del destete, principalmente procurando una fuente de alimentos extra, procedente de las fermentaciones que se producen en el intestino grueso, en momentos de la lactancia donde todo nutriente procedente de los cachorros es aprovechable para ganar peso y mantener la producción de leche.


Los cachorros por instinto y replicando el comportamiento de la madre, acaban alimentándose de las propias heces o de otros miembros de la camada, principalmente como suplementación a su alimentación, aunque esta sea correcta y equilibrada, pero también como réplica de un comportamiento aprendido.


Son muchos los casos en los que esta práctica se extiende durante los primeros años de vida del cachorro y solo una vigilancia adecuada cuando está suelto en entornos donde otros animales defecan ayudarán a desviar su atención y que poco a poco abandone dicha práctica.

Es importante tener en cuenta que la madre por regla general abandona este hábito a partir de la 4 o 5 semana de vida de los cachorros o tras el destete.

En el caso de los cachorros esta práctica puede continuar durante los primeros meses de vida y hay que observar y en caso de observar problema de gastroenteritis consultar con el veterinario.

Una buena dosis de paciencia, cariño y alimentación adecuados ayudarán al cachorro o perro adulto a desistir de este tipo de comportamientos.

 

¿Piensos o papillas?

Ya desde la 5ª semana de vida, con aproximadamente 35 días de vida, empiezan a comer pienso especial para cachorros que se les debe suministrar en formato de papilla y en las dosis adecuadas para evitar las diarreas por exceso de alimentación, la cual empezarán a aprender a procesar en su estómago.

Existen muchos piensos en el mercado para cachorros, pero es importante destacar que no todos son aptos para estas primeras ingestas y principalmente aquellos que tienen mucha carga de cereales y otros compuestos procesados.

Se recomienda que consuman un pienso rico en pescado, aceites procedentes del pescado, frutas, algunas determinadas hortalizas y todo ello concentrado en un pienso equilibrado y que contribuya a una alimentación sana.

En D’Alejos Dog Family confiamos en los piensos de la marca Brit, concretamente en Brit Fresh Puppy Pollo y Patata y sin cereales un pienso que le aporta los nutrientes y minerales necesarios sin incorporar el «temido» cereal en su dieta.

Brit Fresh Puppy Pollo y Patata y sin cereales

Se trata de un pienso hecho con carne fresca de Pollo, sin cereales, apto para cachorros de razas pequeñas y medianas desde el destete hasta el 1er año de edad.

  • No contiene arroz.
  • No es sensitivo.
  • Es hipoalergénico.
  • No contiene cereales.
  • Incorpora glucosamina natural.
  • Contiene sulfato de condroitina.

 

 

Composición de Brit Fresh Puppy Pollo y Patata

Pollo fresco (40%), Pollo deshidratado (25%), Patata (8%), Grasa de pollo (conservada con tocoferoles mixtos), Avena, Alforfón (3%), Manzanas, Remolacha, Aceite de salmón, Levadura de cerveza, Linaza , Hígado de pollo, colágeno, algas, grosella negra (0.2%), perejil (0.055%), romero, tomillo, caléndula, diente de león, probióticos (Enterococcus faecium 1×109 CFU), glucosamina 1.700 mg/kg, condroitina sulfato 1.300 mg/kg, fructo -oligosacáridos 220 mg/kg, β-glucanos 200 mg/kg, manano-oligosacáridos 180 mg/kg, yuca 150 mg/kg, mejillón de labios verdes 100 mg/kg.

 

Cantidades y forma de servir

Se puede servir seco o humedecido con agua tibia, triturado con una batidora para obtener una pasta homogénea, algo más líquida que pastosa, para facilitar al cachorro su consumo.

La ingesta diaria recomendada de alimentos debe dividirse en 2-3 raciones iguales durante el día.

 

Cachorros de 5 semanas tomando papilla a base de pienso
Cachorros de 5 semanas tomando papilla a base de pienso

Cuando sirvas Brit Fresh (o el pienso de tu elección) por primera vez, usa cantidades más pequeñas y mezcla con los alimentos anteriores (si tomaba) y aumenta gradualmente la porción de Brit Fresh.

Es importante llevar un control de medidas a la hora de proporcionar las dosis de comida en cada toma, de forma que se les proporcione siempre la alimentación necesaria si excederse, lo que podría traducirse en problemas abdominales y diarreas.

Una báscula doméstica puede ayudar a llevar un control de cantidades para las tomas en base a la tabla recomendada por la marca de pienso utilizada.

Al tratarse de alimentos secos, si ya se lo suministras en su formato sólido, debes asegurarte de que tu perro tenga mucha agua fresca disponible.

Lo ideal es que lo consuman en papillas desde la 5ª hasta al menos la 10ª semana, a partir de la 11ª semana podrán consumirlo directamente en su formato sólido en los horarios y cantidades adecuados a su peso.

 
 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *